Compartir la experiencia del Centro Multidisciplinar de Úlceras Crónicas de Galicia (CMUC) y sus nuevas estrategias en el tratamiento de heridas y úlceras ha sido el objetivo de la Conferencia ofrecida en Santiago por Silvia Cerame, especialista en enfermería y gerente del CMUC, y Erika Fondo, directora asistencial de este centro. La Conferencia, patrocinada por Ozoaqua, se ha celebrado en las instalaciones del Grupo Quatrium. "Esta colaboración forma parte de nuestro compromiso con el cuidado de la salud y con la divulgación de información sanitaria dirigida a pacientes y a profesionales del sector" destacó María López, Gerente de Ozoaqua.

En el coloquio, orientado a profesionales de la enfermería y personal sanitario, Silvia Cerame hizo una aproximación al ozono y sus propiedades, así como a sus aplicaciones mediante aceite ozonizado en diferentes campos, ligado a sus cualidades como potente desinfectante, germicida y regenerante en el cuidado de la piel. Cerame repasó los distintos usos medicinales del ozono y sus aplicaciones en especialidades como la traumatología, ginecología, odontología y dermatología, entre otras, para centrase en los usos del ozono por vía tópica en la recuperación de heridas y úlceras.

"La utilidad de los aceites ozonizados en este campo se basa en sus propiedades antibacterianas y germicidas, avaladas por diversos estudios clínicos, así como por sus beneficios como agente promotor de la cicatrización", explicó. Así, recomendó su uso como coadyuvante compatible con otros tratamientos, especialmente en la recuperación de úlceras por presión y pie diabético.

Silvia Cerame es enfermera especializada en Deterioro de la Integridad Cutánea, Úlceras y Heridas, miembro del Grupo Nacional para el Asesoramiento en Úlceras por Presión y Heridas Crónicas (GNEAUPP) y de la Asociación Nacional de Enfermería Dermatológica e Investigación del Deterioro de la Integridad Cutánea (ANEDIDIC).